domingo, 17 de febrero de 2013

Javier Álvarez


21 de Enero de 2013
Libertad 8
Madrid

Vuelvo a tardar. Siempre fui puntual, o eso creí. Y ahora voy corriendo para no llegar tarde, para no retrasarme, para subirme al tren. Y siento que no importa lo que lo intente, voy un paso por detrás, un sentimiento menos, una lucha perdida, una vida tarde.

Tarde me pongo a escribir sobre el concierto de Javier Álvarez en Libertad 8. Debí hacerlo aquella noche, aquella semana o aquel mes, con las impresiones más presentes, con los matices en mi cabeza, con las ideas claras.

Lo hago ahora, tarde y con recuerdos más difusos. Aunque igual de honesta y con la cabeza fría. A veces cuando se llega tarde se hace con más corazón y más cabeza.

Descubrí a Javier Álvarez cuando ya tenía sus dos primeros discos publicados y su vida ya había cambiado. Desde entonces fui siguiendo su evolución; su manera de entender la música; su pasión por crecer a la vez que yo iba creciendo.

El pasado 21 de Enero fue mi primer concierto de Javier Álvarez. Llegaba años tarde, el concierto y yo. Demasiados conciertos perdidos, demasiadas críticas sin escribir.

Tenía presente la evolución de Javier Álvarez, al igual que tengo presente la mía. Si yo no soy capaz de hablar en una noche de todas mis fases. ¿Qué Javier Álvarez daría el concierto?.

Sorprendentemente todos y ninguno estuvieron el Libertad  8.

Cantó La edad del porvenir asumiendo que es un himno. Seguí sintiéndome identificada, aunque sea tarde y ya no tenga 20 años.

Hubo tiempo para más canciones antiguas, para canciones modernas, para Las Maris, para coreografías, para ver un videoclip imaginario, para risas, para sentimientos, para que nos contara, para millones de sonrisas. Para sentir que aunque parezca tarde, no es tarde.

Observamos todos los Javier Álvarez que una vez imaginé y ninguno de los que conocía.

Todos porque sus canciones acompañaban. Ninguno porque no hay varios Javier Álvarez. Hay un artista completo, capaz de moverse entre estilos, entre espíritus, entre canciones y sonrisas, entre buenas letras y grandes ideas, sin dejar de ser Javier Álvarez, sin traicionarse, llegando tarde sin llegar tarde.

Sigo con la sensación de que llego tarde. Pero escucho a Javier Álvarez y me parece menos difícil entenderme.



Vértigo.

8 comentarios:

Oski dijo...

Un grande eterno...pasen los años que pasen :-)

Desconcierto dijo...

Hola...
de Javier Álvarez tengo sus tres primeros trabajos: "Javier Álvarez", "dos", y "tres"...pero nunca le vi en directo...es más, reconozco no 'haberle buscado' para ir a verle tocar...recuerdo que le conocí justo con esa canción 'anti mili' que se llamaba "uno, dos, tres, cuatro"...y más o menos justo cuando me tocó ir a la mili (..."patria sumisión, hazte un hombre maricón", sabias frases con que crecí...). Seguí escuchándole, leyendo sus letras, hasta que un día cayó en el olvido...

Me alegra que 'vuelva' gracias a tu entrada...

Hoy le pondré en casa.

Besos

Rocío dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rocío dijo...

Tengo ganas de ir a uno de sus conciertos. Aunque no viene mucho a Murcia...

Yo lo conocí con la canción que canta Desconcierto, en un CD del Libertad 8 (=

Rocío dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rocío dijo...

perdón, que puse el mismo comentario tres veces XDDD

La oyente dijo...

Creo que la edad del porvenir es una buena canción para la actualidad (aunque ya no tengamos 20 años...);)
Me alegro que lo disfrutaras! MUA, princesa del vértigo

Tequila dijo...

Bufff... yo lo oía en mi època...

Besos!