jueves, 13 de septiembre de 2007

MIRO AL INFINITO

Cierro los ojos y te veo. Los abro y te vuelvo a ver. Miro al infinito y no te encuentro. Estás aquí pero no estás allí. Si estuvieras allí, querría que estuvieras aquí. Me confundo y te confundo. Me necesitas cuando no te necesito. Te necesito cuando no me necesitas. Miro al infinito…

El círculo se cierra y no sé si estoy dentro o fuera. Y no sé dónde estás tú. Avanzo y retrocedo. Siempre estoy en el mismo punto. Es fácil encontrarme. Sólo hay que querer.

Cierro los ojos y ya no te veo. Los abro y sigo sin verte. Miro al infinito y tampoco te encuentro. Te has marchado. Estoy dentro del círculo y tú estás fuera. Avanzo y retrocedo, pero no consigo salir. Avanzas y retrocedes, pero no consigues entrar. No quiero encontrarte, no quieres encontrarme.

Miro al infinito y no te busco. No te necesito, no me necesitas. Me siento en el suelo y construyo un mundo sin ti. Pienso, desvarío, reflexiono y sonrío. Me gusta el punto en el que estoy. Me levanto y observo a mi alrededor. Grito y nadie me escucha. Susurro y me entiendes.

Miro al infinito y me cruzo con tu mirada. Abro y cierro los ojos y te siento. Desaparece el círculo y encontramos nuestro infinito común.

Vértigo

7 comentarios:

Claudia, la chef dijo...

Leo tu texto e imagino que estamos en el marco de una ventana en lo alto de un molino de viento. A punto de caer. Caemos y un segundo antes de tocar el suelo, emprendemos el vuelo, dejando el ras de ese mismo suelo repleto de polvo. Tiene ritmo, da vértigo.

Para, creo que voy a vomitar dijo...

Y borrar ese círculo a golpe de labio :)

Bambu dijo...

Qué bien expresado el caos que suponen ese tipo de situaciones, yo me siento tb pérdida en una especie de espiral en la que no sabes si vienes o vas.

mismilcosas dijo...

Bonito texto, si y si!!! Te pongo en mis links amigos, asi te sigo la pista de cerca!

Muas

Jor dijo...

Uno siempre esta en busqueda de la identidad propia... Es tan dificil ser uno mismo y el vertigo que supone ser uno es tan grande, que a veces uno teme intentarlo... Vamos! que no se pierda la lucha en tu busqueda por la identidad...!!!

38 grados dijo...

Muy chula esta paranoia infinitesimal...
mientras no caigamos en el abismo... :D

marymar dijo...

me ha gustado como has reflejado esa lucha interna, esa confusión,ese caos q a veces se pasa por nuestra cabeza y q a veces cuando lo resolvemos nos hace ser tan felices.